leer

julie andrews en la pelicula de 1965 sonrisas y lagrimas

Gonzalo Hidalgo Bayal, Julie Andrews y Juan Antonio Llera

Los domingos son, de lejos, el mejor día de la semana. Creo que es porque no suenan los teléfonos,  porque es el día que me atrevo a trabajar poco, como de pasada, como si no tuviera que hacerlo, un poco por adelantar y eso, nada más. Y me he dado cuenta de que me pasa un poco como a Gonzalo Hidalgo Bayal le pasaba cuando leía en el corral del cura de su infancia las novelas de Julio Verne: «Nunca después, incluso no haciendo otra cosa que leer y leer, he leído con tanta entrega, tan libre, tan feliz, tan alegremente, con tanta despreocupación, sin más motivo que la pura pasón, rendido y entregado al perdurable hechizo de la ficción». 

Literatura para mujeres

De niña, antes de haber oído, saber siquiera que existía algo como «literatura para mujeres», me parecía que sólo las mujeres sabían contar historias de verdad, ponerles todos los detalles, prestar atención. Porque eran las mujeres las que estaban en todo. La etiqueta se me

Un lugar donde leer

El tema La idea surgió anoche, durante la cena. Acabamos en la Encomienda, que es un lugar que me chifla: poquitas cosas en la carta, que van cambiando. Todo muy muy rico. Habíamos ido a ver Las canciones de Pablo Messiez [Teatro Kamikaze. Calle Embajadores, 9.

Crear es como leer o escribir: se aprende. Por Jaime Burque

Jaime Burque es psicólogo y editor de la revista Filmoterapia De cuando era pequeño, recuerdo a mi madre hablándonos a mí y a mis hermanos de la importancia de ser creativos y de todos los beneficios que tenía esta «filosofía de vida». Cada vez que podía,

«Que mi propio trabajo sea militancia, sea activismo». Viviana, librera de Traficantes de sueños

Retomamos donde lo dejamos la serie sobre librerías y sus gentes. Fotógrafo y redactora nos acercamos para charlar con la librera Viviana hasta Trafiantes de sueños (en la calle Duque de alba, cerquita del mercado de la cebada, Tirso de Molina), una de las librerías con más personalidad de la capital, con un fondo —también nos referimos a los libros aquí— claro, contundente, generoso.

Virginia Woolf. Mundo

Otro encuentro con Virginia Woolf

La señora Dalloway Mi primer encuentro con Virginia Woolf fue en la adolescencia; me encontré con un ejemplar de Las olas, o de Al faro, no lo recuerdo, que corría por casa, y salí huyendo. Tal vez fue un encuentro prematuro. Desde entonces siempre me había producido

Aquella prodigiosa memoria de bibliotecario

La biblioteca desmemoriada «Qué poca gracia tiene esto y qué giro más injustificado ha dado». Hace uno meses pensaba algo parecido al retomar después de un tiempo un libro que dejé por la mitad. Su autor era Eduardo Mendoza. Sin ser una de sus mejores

Diario de una loca del coño. 6 de Marzo

El viento de la gracia. Una borrachera de Virginia A John Wayne Pues regular. O mal. Qué pregunta. Lo he pensado, no se lo he dicho. Lo que le he dicho ha sido: «Despacio». Porque también tengo que ser graciosa. Perfecta y graciosa —divertida; así

Libros para disfrutar. Palabra de Librero

Desde Tusitala os ofrecemos una serie de recomendaciones literarias para estos días… Libros para disfrutar. Palabra de librero Comenzamos por Novela de ajedrez (Acantilado, 2013), narración breve de Stefan Zweig, uno de nuestros autores favoritos. Como ocurre también en Mendel el de los libros, un narrador

Academia La Central. Una propuesta para seguir reflexionando

Academia La Central: matrículas para los cursos de otoño 2015

Os recordamos que ya están abiertas las matrículas para los nuevos cursos. Una propuesta para seguir reflexionando, creando y abriendo nuevos horizontes a través de la literatura, la filosofía y el arte.

No hay más entradas que mostrar

novedades

  • 9779200016677
  • 9788415766858
  • 9788409397693
  • 9788412348569
  • 9779200016639 kiwi 16
  • 9788461743827
  • Demasiado humano. Cubierta
  • 9788412000009
  • 9788461588503Out of stock