Inicio»fila1»Hilatura: la rueca sigue girando

Hilatura: la rueca sigue girando

1
Compartidos
Pinterest Google+

Hilatura editorial. Por sus editoras

Hablamos con Débora García y Sara Iglesias

¿En qué momento y qué es lo que os llevó a montar la editorial?

Nos conocimos en el Taller de libros que ofrece la Universidad Autónoma de Madrid, y allí empezamos a trabajar juntas. Descubrimos nuestra sinergia al llevar a cabo la edición del proyecto «Madres, putas y esposas» que editamos con el amparo del máster. La rueca ya nunca dejó de girar.

¿Cuál es el objetivo y las pretensiones de la editorial?

Por un lado, apostamos por rescates de voces osadas que en el momento actual cobran especial relevancia, a través de proyectos que aportan un valor añadido al texto y que dan contexto a estas creaciones: libros ilustrados, recopilatorios, antologías.

Además de revisitar las obras de forma que aportemos una nueva experiencia al lector, queremos abrir espacio a nuevas voces. Cada libro nos ofrece un nuevo tapiz en el que hilvanarlas, y trabajamos para que los continentes, las prendas que visten estos textos, reflejen nuestra filosofía: el cuidado profundo, lo artesanal y un diseño original.

Pretendemos, también, ser un espacio de confluencia, de intercambio: una especie de taller donde compartir nuestro amor por la literatura, por la creación como cura para la vida, a través de retos.

¿Qué tipo de público o audiencia consideran como principal para la editorial?

No nos ceñimos a un tipo de literatura, ni siquiera a un género. Cada título saca algo nuevo de nosotras. Dejar que cada libro nos transforme y adaptarnos nosotras a ellos, en lugar de encerrarlos en una línea de diseño.

Para siempre es nunca todavía es un poemario que habla de un momento de desencanto con el que todos podemos sentirnos identificados, y en los relatos de Magister Navis, su autor nos propone una travesía por la derrota hasta el crepúsculo.

Nuestra intención es mostrar un contenido interesante, que penetre. Por lo que buscamos un lector curioso, consciente de que la lectura es un acto transformador.

¿Alguna anécdota a destacar o alguna información que les gustaría sacar a la luz?

Gran parte de la estética y filosofía de Hilatura se debe a un viaje a Japón.

Allí nos dejamos atrapar por la convivencia que existe entre la modernidad más absoluta y la tradición, lo artesanal. Descubrimos cómo la naturaleza invade, hasta cierto punto, la ciudad y consigue ese equilibrio al que nosotras aspiramos. Esta es la relación que buscamos entre nuestras manos y las voces de los autores.

Allí, además, perfilamos lo que sería nuestro logo, siguiendo la estética de los sellos con los que los japoneses firman sus obras.


Puedes encontrar —o encargar, si en ese momento no lo tienen— las obras de Hilatura en estas librerías. Si no ves en el mapa una que te quede a mano, escríbenos a librerantes@librerantes.com, a veces se nos pasa actualizar el mapa, y no están, seguramente, todas las que son…

Decía Eduardo Cirlot «hilar, como también cantar, resulta una acción equivalente a crear y mantener la vida».

Con este proyecto editorial, queremos erigirnos en el tapiz sobre el que puedan hilvanarse voces que despiertan a la vida movidas por la pura voluntad creativa y no limitarnos únicamente a un género, sino hacer un abordaje plurivalente, que no excluya obras que potencialmente pueden encajar en nuestra línea editorial solo porque no se ajustan a las quebradizas fronteras que separan unos géneros de otros. Nuestra casa, por tanto, dará acogida a obras ilustradas, poéticas, narrativas, teatrales, ensayísticas.

Ese es el punto de partida de Hilatura. Con este arranque y esta visión de la creación editorial, con esta idea de recuperar el trabajo artesanal del editor, en nuestro papel de hilanderas, queremos cuidar, hasta en sus más pequeños detalles, todas las creaciones que salgan de nuestro taller: hacer que sean únicas.

Sin comentarios

Dejar una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.