Entradas en la Categoría

Crónica

Cosas que pasan en las librerías

¿Quién dice que una tarde de viernes del mes de julio no es la mejor para un encuentro literario? El pasado 14 de julio, tuvimos la suerte de participar en un planazo: la
Cristina Escandón Día de la mujer y la niña en la ciencia

[A falta de la presentación del nuevo número de Principia, os dejamos la crónica en fotos de la anterior, con el audio de la más que interesante —y divertidísima— charla de Manuel López

«No he entendido todo lo que se decía, pero he podido sentir la intensa emoción que circulaba entra la gente durante la velada». Esta observación del pintor Rafel Teixidó Mariné resume perfectamente el espíritu

Lo decimos muchas veces cuando no nos escuchan los autores: qué tostón el tener que acudir a la presentación de un libro. Pocos compromisos hay más pesados, más aburridos, más difíciles de evitar

El Libro: Escuchar Irán, de Patricia Almarcegui. Lugar: Librería Rafael Alberti. Calle Tutor, 57. Madrid Hora: 19:00 h. La redactora, que va a hacer también unas fotos, llega una media hora tarde por

Antes de nada, os invitamos a leer un fragmento de En la ‘pelu’ con El Puma, la crónica escogida por Rafael Dochao, autor de Crónicas Jemeres para interpretar él mismo en la presentación

Caídas, de Teresa Soto, en Madrid — ¿Cómo presentarías a un amigo? —le dijo ella. — Con una sonrisa —respondió él. Así empezamos la presentación del poemario , de Teresa Soto. Así queríamos empezar.

Alain Badiou en diálogo con Nicolas Truong en Elogio del teatro  «Tienes entre tus manos una preciosa oportunidad: dos franceses van a contarte, como si estuvieras con ellos una cálida tarde de verano a orillas

El jueves librerante de mayo lo celebramos en la Librería Rafael Alberti. Tienta mimetizar a Machado, diciendo aquello de Navegante no hay…, se hace… al navegar». Pero faltan las palabras, sobran, se confunden, hierran… No

El titular: Se inunda la histórica librería Rafael Alberti de Madrid Una inundación creaba un aparatoso accidente esta semana en la conocidísima libreria Alberti, de Madrid. Su responsable, Lola Larumbe, lo contaba en