Archivo de Autor - Bala perdida

La niebla ha borrado el paisaje, el océano. Esto no se lo esperaba. Parece una señal, un mensaje: ¿buscabas el mar? Ya no está, ¡no lo hagas! Ahora estás ciega. A tientas, no tendrás valor. Pero Antía sabe que las señales siempre estarán ahí para quien quiera verlas, que detrás del suceso más insignificante, quien lo precise hallará las explicaciones que busca, mensajes cifrados del universo.

Me asomo a este Almario con sigilo, y entro en él como todos deberíamos entrar en cualquier aventura. Sin saber. Sin conocer. Sin una opinión creada por otro que contamine mi criterio, e intuyendo la sorpresa después del punto final de cada cuento. La única referencia que tengo antes de comenzar se la debo a mi planeo rápido sobre las palabras y las ilustraciones que salpican la obra, así como la acertada elección de cada título, señal que me alerta de la importancia de este manuscrito.

Han pasado varios días y aún no le encuentro explicación. No hay, diré, un hilado lógico, coherente, en aquel razonamiento. Si acaso lo puedo llamar así, claro. Creo que lo correcto sería decir en aquella asociación. Asociación de ideas, de imágenes, no sé de qué. Le he dado varias vueltas, pero no he sido capaz de dar con la razón, el motivo, la conexión que me indujo a pensar en los gayumbos de Pablo Iglesias
Pilar Martín Gila

No la oyes porque ya lloró hace años, donde ya no pasa el camino. Hoy apenas alcanza un sueño. A los pies de la cama. Todo ha cambiado de lugar para escucharte. Es …

55 ¿Qué orden puede haber en este caos de versos? ¿Por qué te empeñas en creer que siempre hay una causa, una consecuencia, un objetivo? Abre los ojos. Esto es la vida. Así, …

Por Maica Rivera Fronteriza, germinal y disruptiva. Todo a la vez. Eso es Historias del Kronen. Una novela que nos frenaba y a la vez nos impulsaba, como lectores, como críticos, como generación. Ahora …

Por Jaime Cedillo Toda lectura depende del momento en el que a ella te aproximes. La primera vez que leí Historias del Kronen fue en el verano de 2008, justo antes de ingresar en la universidad. …

Por Carlos Juan Hernández hamm: ¡Clov! clov (molesto): ¿Qué pasa? hamm: ¿No estamos a punto de…de… significar algo? clov: ¿Significar? ¿Nosotros, significar? (Risa breve.) ¡Qué bueno! Samuel beckett, Fin de partida Historias del …

Por DosJotas Posiblemente a mi generación se la podría llamar «Postkronen», en el verano del 92 éramos muy jóvenes, en mi caso tenía 10 años, el libro lo descubrimos varios años después de …

Por Raquel Blanco En 1994, año en el que se publicó Historias del Kronen, no leíamos a escritores vivos, menos aún si salían en los medios, habían sido premiados o estaban de moda por algún motivo. Es decir, …